Mira platero, el canario de los niños
ha amanecido muerto es su jaula de plata
Juan Ramón Jiménez

Jorge López nace en San Juan, Argentina.
Vive y trabaja en Valencia, España.
La salida al mar: del desierto con poca agua dulce, recorriendo la extensión de La Pampa, Rosario, Tandil para salir al mar, mucha agua salada en Mar del Plata de donde sale el 14 de mayo del 2004, previo paso por Ezeiza rumbo hacia el Viejo Continente, desembarca en el Mediterráneo, Valencia Como el recorrido del agua. De las mentes difíciles de la provincia argentina, a la provincia española, salvando algunas diferencias que no son tantas. El pelo púbico como línea: de la montaña al mar del mar al transoceano.
P latero y yo exploran la percepción del arte y la figura del artista atravesando la historia y la sociedad contemporánea. El hombre debe inventarse a si mismo para descubrir lo que es; no hay dos iguales. Entre la originalidad, y el facsímil, busca el artista su lugar en la historia

-Me gusta el Bambi, pag.14.

Un libro cuaderno. Un menú, un viaje sobre la obra, en el transcurso de las páginas. Una bitácora dibujada: sutil, directa, sobre papel, frágil, lo mas adecuado para un proceso de pensamiento. Está debajo del mural, Ud. lo puede tocar. En la página desplegable entre la 30 y la 32, hay un plano del cerebro de Jorge López intervenido por algunos artistas del arte contemporáneo. El libro se llama DOLOR.
La humillación es una forma de relacionarme. Pag. sin número, portada del desplegable.

Comparten el cerebro de Jorge: Kiki Smith; Andrés Serrano; Jan Sandek; Wolgang Tillmans, Zoe Leonard, Nicola Constantino; Paul Mac Carthy; Larry Clark; Nan Goldin; Mike Kelly; Pablo Suárez; Sally Mann; Tracey Emin; Cindy Sherman; Robert Mapplethorpe; Thomas Ruff; Nabuyoshi Araki; Joel Peter Witkin.

GAME OVER

-¿Todas las secciones de tu cerebro intervenidas por los artistas son de tu gusto
o hay quien toma tu cerebro por la espalda?
- Beuys.
La liebre de Beuys renace conmigo. Es guarra, rosada, transexual insolente. Provocadora.
-¿Vos sos la liebre? -Sí.
(el conejo es liebre, es de Alicia, es de Durero).
Hay un tinte a baño público en los textos que acompañan las imágenes Los niños con textos chorreados son acuarelas realizadas con mucho cuidado y cariño y luego maltratadas y orinadas. El orín deforma el texto, por eso chorrean. La zanahoria esta partida y peluda. Es que no hay tal zanahoria. Una distancia de la distancia, ya anunciada en el título de la muestra se asocia con el posible desdoblamiento de masas, (encefálicas) en cajas de resonancia adecuadas.
-¿Decís que la historia del arte te comió la cabeza?- Me vició.
-¿La orinas para alejar los vicios?-Primero me apropio, luego la orino.

Las referencias son directas, evidentes. El eco rebota contra todos los soportes y sobre todo, sobre el propio cuerpo del artista que funciona como soporte y sus fluidos como pintura. Atracción o repulsión viscosa y táctil. Crueldad agresión tortura crimen sexualidad amor y muerte. La historia del arte convertida en historia de amor. La apropiación como acto de amor se torna morbo. El cabrón que borró el dibujo que salía cien mil dólares. El artista en busca de un sentido que pueda convivir con fantasmas.
-La diferencia está en la persona.

La obra como puñal, exorcismo cura, (gracias Beuys). El puñal parece un juguete. Los maestros, las referencias, los ganadores de la historia, los inscriptos. Los héroes están muertos. Los penes caídos, antiporn.
De cómo se ve el pene: una cuestión cultural.
No es lo mismo estar de ida que de vuelta, decía Enrique Ahriman, y es muy útil recordarlo. Bienvenido Jorge López.

Diana Aisenberg.